IMPORTANCIA DE LA LIMPIEZA FACIAL

Una limpieza diaria suave y un buen cuidado hidratante ayudarán a mantener su piel sana. Los productos para el cuidado de la piel de calidad, elegidos para adaptarse al tipo de piel específico y al problema cutáneo, pueden proteger la piel facial frente a influencias externas agresivas, como el sol, los climas calientes y fríos y la contaminación atmosférica. También pueden contribuir a calmar la piel irritada, restablecer en ella un estado sano y de esa forma ayudar a evitar la aparición de enfermedades cutáneas.

Desde los 12 en adelante, la limpieza profunda debe integrarse a la rutina, porque generalmente a partir de esa edad es que se empiezan a ver los cambios hormonales y muchos jóvenes comienzan a ver las primeras espinillas y comedones (Puntos negros).